viernes, 14 de diciembre de 2007

Jacarandás




Buenos Aires sería otra sin jacarandás.


Me fascina como ponen las veredas azules, mirar hacia arriba y ver las copas de los árboles con ese azul lila de sus flores.


En realidad amo Buenos Aires.


Y los jacarandás son una de esas cosas que de pronto nos hacen tomar conciencia de lo que amamos.

8 comentarios:

Rosario dijo...

A mí también me encantan!!!! Pero justo el otro día mirando a alguien barrer las florcitas divinas me acordé de aquella vez que fuimos a tomar algo a ese barcito donde te daban maní con cáscara y dejaban que las tiráramos al suelo. Nos parecía tan pintoresco! Tan lindo como las hojitas del jacarandá. Sólo que unos meses mas tarde me tocó laburar en aquel barcito y era yo la que después barría las cascaritas pintorescas! JAJAJAAA Me dió la impresión de que el barredor de florcitas de Jacaranda pensaba lo mismo que yo una vez!

Anónimo dijo...

yo también los adoro (a Buenos Aires y sus jacarandás).
Muy lindas las fotos Tolenti. Para acompañar tu post va un fragmento de una de mis canciones favoritas de la infancia:

"Al este y al oeste
llueve y lloverá
una flor y otra flor celeste
del jacarandá.

La vieja está en la cueva
pero ya saldrá
para ver que bonito nieva
del jacarandá.

Se ríen las ardillas,
ja jajá jajá,
porque el viento le hace cosquillas
al jacarandá. "

Nada que envidiarle a Nueva York.
Fer

chilisoup

Rosario dijo...

Ay qué linda Chili, como se copó con María Elena Walsh! A mí también me encanta esa canción!!!

Ricardo dijo...

En Zambia vimos muchas jacarandás, tipicos del país. Era muy lindo cada vez que los veiamos. Que raro pensar aunque sufre la gente y el pais el jacarandá sigue igual.

frank zappa dijo...

en la puerta de mi escuela habia uno, siempre me gustaron, fantaseabamos con ponernos una flor de escarapela como en la cancion, pero era imposible que se quede pinchada en el delantal.
los de las fotos que pusiste, se ven mejor en la foto que en el lugar, sera porque esos lugares estan siempre tan llenos de gente apuradisima, siempre fueron mi arbol favorito, y que haya tantos hacen que me sea mas soportable buenos aires,(yo le estoy perdiendo el amor), es tan diferente la ciudad que conoci....

me encantó tu blog, te mando un saludo

tolenti dijo...

Es que no habria que barrer las florcitas de jacaranda. Lo mejor es ver las veredas azul/lila. O por lo menos barrerlas mas espaciado. Gracias Frank por tu comentario. Justamente en esa foto faltan las flores en el piso. Y los apurados!

Ulises hijo de Angeles dijo...

Le dan un relieve distinto a la mirada, es otra profundidad, otra dimensión. Es como una mentira que sea tan bonito. :) También cuando voy por Libertador para San Isidro, son increíbles las combinaciones de lilas y amarillos sobre las veredas. Salúd!

http://odisea.blogspot.com/2007/11/catalejos-jacarand.html

frank zappa dijo...

estaria bueno que las dejen en el piso pero no sabes como patinan, despues los apurados se caen en la vereda y se enojan con el arbol, lo que si me dio buenos aires, y que nunca habia visto, es la posibilidad de verlos desde arriba, desde un edificio, cuando tienen la copa llena de flores (mira en lo que me ando fijando!!)
me gusta juntar las vainas esas donde tienen las semillas, para hacer atrapasueños, ja ja, quedan lindos.

saludos